Los remedios caseros son los protagonistas de este blog que te ayuda a cuidar la salud con ingredientes naturales

Sal para el dolor de pies

0

Tras una larga caminata o un paseo sobre unos elevados tacones, suele aparecer el temido y molesto dolor de pies, el cual puede estropearnos cualquier velada e impedir que lo pasemos bien. 

Sal para el dolor de piesPara aliviarlo, tan solo tendrás que utilizar este remedio casero elaborado a base de agua y sal, dos ingredientes muy económicos que pueden encontrarse en cualquier cocina.

¡Anímate a combatir el dolor de pies poniendo en práctica trucos de salud tan sencillos y naturales como este!

Ingredientes

2 cucharadas de sal

Un barreño en el que pueda introducir los pies

Unas gotitas de aceite de almendras dulces (opcional)

Un poco de agua

Pasos a seguir

  1. Hazte con un barreño que sea lo suficientemente amplio como para introducir los dos pies.
  2. Llénalo de agua templada y añádele las 2 cucharadas de sal.
  3. Introduce los pies en su interior y deja que reposen dentro del cuenco durante unos 10 minutos.
  4. Transcurrido ese tiempo, sácalos del agua y sécalos cuidadosamente con la ayuda de una toalla. Es muy importante que elimines toda la humedad para evitar la aparición de hongos.
  5. Una vez que estén secos, masajéalos con unas gotas de aceite de almendras. De este modo, aliviarás el dolor de pies, los hidratarás al máximo y, además, eliminarás las posibles durezas que hayan podido aparecer en la piel.
  6. Puedes poner en práctica este truco casero siempre que necesites eliminar el dolor de pies en solo unos minutos.

Más consejos para combatir los dolores de pies

Si quieres acabar con el dolor de pies en poco tiempo puedes combinar este remedio casero de agua con sal con los consejos que te proponemos a continuación:

  • Sumerge los pies en agua caliente durante unos minutos y, después, haz lo mismo usando agua fría. De este modo activarás la circulación de la sangre y bajarás la inflamación con gran rapidez.
  • Elige un calzado que se adapte a la perfección a tus pies y que no sea ni muy holgado ni demasiado ajustado.
  • Masajea tus pies doloridos durante unos minutos usando aceite de romero, rico en propiedades antiinflamatorias e ideal para relajar el cuerpo y la mente debido a su deliciosa fragancia.
  • Deja a un lado los zapatos que tengan un tacón muy fino y decántate por un calzado que cuente con unos pocos centímetros de plataforma que te permitan caminar con comodidad y prevenir los dolores de pies.
  • Si utilizas zapatos de tacón a diario intenta descansar los pies durante varios minutos al día.

Sal para el dolor de pies

Los beneficios de este truco de salud natural destinado a combatir el dolor de pies utilizando agua y sal son los siguientes:

  • Permite acabar con el dolor de pies recurriendo a ingredientes naturales y prescindiendo de sustancias artificiales.
  • Es muy económico debido a que los ingredientes que forman parte de su composición se pueden adquirir por poco dinero.
  • Podrás tenerlo listo en solo unos segundos.

Puedes encontrar más remedios caseros y naturales para cuidar los pies a través del post titulado Combate el dolor de pies con hielo

¿Qué opinas sobre los remedios caseros para el dolor de pies elaborados con agua y sal?

Ebook
¡Compártelo!
Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest50

Deja un comentario